El Encuentro del Mini, un evento único a nivel mundial

Por
Actualizado: octubre 19, 2020

Sin dudas es uno de los acontecimientos más especiales que lleva a cabo FeBAMBA. Aunque este año se vio cancelado por motivos de público conocimiento, desde la Federación festejamos el Encuentro Nacional de Minibásquet con una semana dedicada a esta icónica y hermosa jornada.

Se trata de un momento inolvidable para los chicos y chicas que están dando sus primeros pasos en el deporte, protagonizando una hermosa tradición que ha ido creciendo con el correr del tiempo. Como es habitual, participan un enorme número de clubes del área metropolitana como así también equipos invitados de todos los puntos del país. Vale recordar el valioso intercambio que se produce entre los chicos de capital y del interior, no solo compartiendo el evento, sino también en muchos casos conviviendo fuera del ámbito deportivo.

La magnitud es lo que transforma al Encuentro en un fenómeno único y sin paralelo a nivel mundial. El Minibásquet no tiene un espacio semejante en ninguna otra parte y el crecimiento de esta tradición ha hecho que incluso se sumen clubes de otros países, que no se quieren quedar afuera de una fiesta que celebra el deporte, pero también la amistad y el compañerismo.

Se inició en 1973, donde lo rico del encuentro pasaba por recibir a un jugador del interior y al tiempo, se le devolvía la visita, por lo que se generaba el intercambio cultural y hasta el día de hoy, sigue siendo un recuerdo que todos y todas, incluso quienes actualmente se desempeñan en el plano profesional, tienen vigente.

Si bien en el 2019, por motivos climáticos, y en el 2020, por la pandemia, no se pudieron realizar, no hay dudas que pronto volverán los días mágicos ligados al Mini y a un Encuentro que es un fiel reflejo de la pasión que se tiene por el básquet en nuestro país. Afortunadamente, cada vez con mayor intensidad.