Country CIB, el orgullo de pertenecer

Por
Actualizado: octubre 10, 2017
CountryCIB-2017

En todos los proyectos deportivos sean grandes o modestos, la pertenencia ocupa un lugar fundamental para el desarrollo o mismo para apuntar hacia un objetivo, sabiendo que sin sentir la camiseta o entregarse cien por cien a la causa difícilmente se llegué muy lejos.

A la hora de hablar de sentimientos por los colores, Country CIB puede jactarse que pudo lograr armar un equipo que no le esquiva al compromiso y llevan la camiseta con orgullo, sabiendo que están jugando para algo más que un equipo de básquet, están representando al club de sus sueños y amores.

“Algo que nos caracteriza como equipo es la entrega y el amor por la camiseta que tenemos todos los que integramos Country. La mayoría somos chicos jóvenes que nos formamos en el club tanto en lo deportivo como social y tenemos un sentido de pertenencia muy grande por la institución”, destacó Ezequiel Martín uno de los referentes del conjunto Celeste de Banfield.

“Así como disfrutamos el doble de los triunfos, cuando nos toca perder nos duele mucho y tratamos enseguida de focalizarnos en lo que fallamos  e intentar mejorarlo para los próximos partidos”, agregó Martín en relación al sentir de los “pibes” del Country tras cada juego.

En la Copa de Plata, un categoría a la medida para las pretensiones de Country, el elenco de Banfield alterna triunfos y derrotas y en lo que se lleva jugado de torneo tiene un registro de cuatro triunfos y cuatro derrotas, ubicado en la tercera colocación con expectativas de cara a los playoffs.

Sobre lo que es el nivel de la Copa de Plata, Martín sostuvo: “Es un grupo muy parejo, ningún equipo la tiene fácil. En lo que respecta al juego en si, nosotros tenemos que bajar el número de perdidas, que para lo que nos demanda esta competencia es muy alto. Son desatenciones que no nos podemos permitir si queremos aspirar a algo”.

Uno de las cuestiones a mejorar para Country en esta nueva etapa, fueron los cierres de los juegos, cayendo varias veces con resultados apretados y a partir de esa situación Ezequiel analizó: “En lo que se refiere a los minutos finales de los juegos y las derrotas, incidieron mucho las lesiones que tuvimos a lo largo de la temporada. El equipo corto y la falta de ritmo de juego para aquellos que vuelven de lesiones hace que lleguemos más cansados al final del partido, donde no estamos tan claros para tomar las mejores decisiones. Igualmente ahora estamos con el equipo completo y esperamos poder revertir esa situación de cara a los playoffs”.

El orgullo de pertenecer marca la pauta en Country CIB y con el sentimiento por la “casaca” a flor de piel, los “pibes” del club quieren llegar lejos en la Copa de Plata.