Otra vez se vivió el calor del Encuentro

Por
Actualizado: octubre 19, 2017
44-Encuentro

Desde todos los puntos cardinales del país y también de paises vecinos como Uruguay y Chile, una a una fueron llegando las delegaciones con la alegría de participar de la fiesta y cada chico con el orgullo de pertenecer a su club y mostrar sus colores a sus pares, padres, familiares y todo aquel que lo quiera ver, porque de eso se trata el Encuentro Argentino de Mini Básquet de darle el espacio a todos los chicos para que se sientan protagonistas de su propio festejo.

Con incremento de importancia marcado año tras año, el Mini Encuentro volvió a decir presente en Platense en una jornada ideal para llevar adelante el evento en su edición número 44 y en homenaje a Eduardo Olmedo fundador y creador de esta iniciativa.

Silvia Izzo, secretaria general de la AFMB y Tesorera de FeBAMBA, se hizo presente junto con toda la cúpula dirigencial  a la cabeza del presidente Fabián Borro, charló con el departamento de prensa y expresó sus sensaciones tras los festejo del mini básquet.

“Creo que este año hemos superado las expectativas de todos, incluso las nuestras, porque han participado más de 300 clubes, entre los clubes de FeBAMBA y los invitados, muchos chicos de todos lados hasta de paises limítrofes. Estamos muy felices con lo que logramos porque es algo que hacemos pura y exclusivamente por y para los chicos, trabajamos en la organización desde comienzos del año para llegar a este día y creo que los resultados están a la vista de todos”, destacó la directiva con suma alegría.

Siempre a la hora de desarrollar una actividad deportiva con competencia oficial, tener una cantera estable es primordial para sostenerse en el tiempo, por eso por más que pasen los años y algunos ya les quede lejos el mini básquet, contar con categorías para los más chiquitos siempre seguirá siendo fundamental.

“Es importante para la Federación y para todos los clubes contar con un buen mini básquet a nivel organizativo, ya que si no hay categorías para los más chicos, no hay inferiores, no hay superiores ni selecciones. Por eso es que el “Mini” es un sustento para un desarrollo deportivo que nos lleva a tener jugadores de excelencia, aquellos que puedan participar en selecciones de provincia, nacionales y son la cantera de los clubes para que crezca la actividad”, reflexionó Izzo.

Muchas veces las situaciones económicas del país y otros factores como la inseguridad puede ser piedras en el camino para el Mini Encuentro, profundizando lo económico en todos los clubes y la inseguridad en los del interior a la hora de venir a Buenos Aires. Consultada sobre estas vicisitudes a las que debe sobreponerse la Federación, Silvia sostuvo: “Es normal que lo padres de los chicos puedan estar un poco temerosos, pero siempre la Federación trata de explicar como se maneja con sus clubes, contándole de la seguridad con que trabajan las instituciones que participan de este evento, que los chicos están contenidos por la organización e incluso algunos clubes han optado por el pernocte de las delegaciones dentro de las instalaciones de la entidad que los recibe. Se trabaja mucho para generar la confianza en los padres y les permitan a sus hijos viajar al Encuentro”.

Como en todo proyecto una vez consumado el evento queda la posibilidad de ver lo que se realizó y compararlo con lo hecho durante el año pasado. Con respecto a eso, Izzo se mostró muy conforme y expuso: “Lo de este año fue un paso adelante, sin dudas que superó las expectativas en cuanto a cantidad de delegaciones, convocatorias, acompañamiento de los padres, todo aquello que hace al Encuentro Nacional. También hay que agradecer la excelente predisposición del Club Platense con su presidente que nos acompañó un año más y nos permitió llevar adelante esta fiesta. La verdad que fue un gran evento el de este año y ojalá podamos superarlo el año que viene”.